>Curso de transporte de caballos

¡Bienvenidos a la lección 8! En esta etapa, vamos a explorar uno de los aspectos más cruciales al viajar con caballos: la conducción.

Aprenderemos cómo abordar la carretera con sensibilidad y precaución para asegurar la seguridad y el bienestar de nuestros preciados compañeros equinos. En el video de la lección, observa como Xavi pone en práctica todo lo necesario para tener un viaje tranquilo y seguro para nosotros y nuestro caballo.

Las clases en video están únicamente disponibles para suscriptores.
Puedes identificarte en este enlace o apuntarte a los cursos.
Si quieres ver 7 clases gratis para probar Caballos de Cerca hazlo aquí: ver 7 clases gratis.

La Importancia de una Conducción Sensible

Estabilidad y Equilibrio

En cada maniobra, mantener una aceleración progresiva es clave para permitir que el caballo se estabilice con sus cuatro extremidades en el suelo. Evitar arranques bruscos y frenadas súbitas es esencial para que el caballo no pierda el equilibrio.

Técnica del bidón de agua

Imagina que llevas un bidón lleno de agua en el remolque. Tu objetivo es evitar derramar ni una gota de agua, lo que representa una conducción suave y fluida para que el caballo no se sienta incómodo ni perturbado.

Incorporaciones y Salidas de vías

Al incorporarte en la carretera, evalúa el espacio disponible en el carril de aceleración antes de reducir la velocidad gradualmente para unirse al tráfico. Al salir de la carretera, anticipa y reduce la velocidad con suavidad para evitar altibajos que afecten a los caballos.

Cómo gestionar la velocidad

Mantén una velocidad máxima de 80 km/h cuando viajas con remolque y 90 km/h en caso de una furgoneta sola, como en el caso de un camión industrial. La estabilidad y distancia de frenado deben considerarse para garantizar la seguridad de los caballos.

Trazar curvas

Al girar, la velocidad y el cambio de dirección deben ser graduales y fluidos. Los cambios bruscos pueden desequilibrar a los caballos en el remolque, lo que puede ser peligroso.

¡Peligro! Túneles y Cambios de Luz

Los caballos pueden asustarse por los cambios repentinos de luz al entrar en un túnel. La oscuridad combinada con los focos puede perturbarlos, por lo que debes prepararte para su reacción y ser suave en la conducción.

Evitar el Claxon

Utilizar el claxon debe limitarse a situaciones de emergencia, ya que el sonido repentino y fuerte puede estresar a los caballos. Evitarlo siempre que sea posible contribuye a un viaje más tranquilo.

Conducción Urbana y Escolar

En áreas urbanas y durante las horas escolares, la precaución debe ser máxima debido a la posibilidad de que los niños crucen la carretera. La anticipación y el respeto por las señales son cruciales.

Conclusión

La conducción con caballos es un arte que requiere sensibilidad, paciencia y respeto. Entender que cada movimiento en la carretera afecta a los caballos y mantener una conducción fluida y gradual es esencial para su seguridad y comodidad. Además, el viaje no solo se trata de llegar a destino, sino de asegurarse de que los caballos lleguen relajados y tranquilos. Conviértete en el conductor responsable que tus compañeros equinos merecen.

Si tienes alguna pregunta sobre la lección de hoy, no dudes en consultar a través del formulario de Caballo se Cerca.

Hasta aquí llegamos con esta lección clave sobre la conducción. Prepárate para aprender aún más sobre cómo cuidar y disfrutar de tus caballos en la siguiente lección. ¡Mantén la seguridad y la calma en la carretera!