>Curso de Introducción a la Quiropráctica Equina

¡Bienvenidos a esta tercera lección del curso en la que exploraremos cómo la quiropráctica puede tener un impacto profundo en los órganos internos de tu caballo!

En la lección anterior, hablamos de la importancia de la columna vertebral y su influencia en la biomecánica del caballo. Ahora, vamos a profundizar en cómo las subluxaciones vertebrales pueden afectar a los órganos internos y, en última instancia, en la salud general de tu noble amigo.

Las clases en video están únicamente disponibles para suscriptores.
Puedes identificarte en este enlace o apuntarte a Caballos de Cerca.
Si quieres ver 7 clases gratis para probar Caballos de Cerca hazlo aquí: ver 7 clases gratis.

El Canal de Comunicación del Cuerpo

Imagina que el cuerpo de tu caballo es un canal de comunicación que conecta desde el cerebro y el encéfalo hasta el sacro. A lo largo de este canal, circula el líquido cefalorraquídeo, que es esencial para el funcionamiento adecuado del sistema nervioso. ¿Por qué es importante? Porque este líquido nos proporciona valiosa información sobre la salud de tu caballo.

Imagina que el canal tiene obstáculos. Si detectamos una interrupción en el flujo del líquido cefalorraquídeo, podemos inferir que hay una lesión o subluxación en esa área. Por ejemplo, si observamos que el flujo se detiene en una vértebra en particular, eso puede indicar dolor y disfunción en esa zona.

El Impacto en el Sistema Nervioso

Las subluxaciones vertebrales no solo afectan a la columna vertebral sino también a los nervios que emergen de las vértebras. Estos nervios irrigan órganos vitales en el cuerpo del caballo. Si una subluxación comprime un nervio, la información que se transmite a un órgano puede ser distorsionada o inadecuada.

Por ejemplo, si una subluxación en la columna cervical afecta los nervios que llegan al estómago, el caballo puede experimentar malestar estomacal o incluso desarrollar úlceras. Esto es especialmente relevante para caballos de alto rendimiento, cuyas dietas pueden no ser las más equilibradas debido a la búsqueda de un mayor rendimiento en las carreras.

El Impacto en la Cavidad Torácica

La columna vertebral también influye en la capacidad de la cavidad torácica para expandirse adecuadamente. Si una subluxación limita el movimiento en esta área, el caballo puede tener dificultades para tomar suficiente aire durante el esfuerzo físico. Esto pone presión adicional en los pulmones y el corazón, lo que puede resultar en un rendimiento inferior y dificultades respiratorias.

El Recorrido de los Órganos Digestivos

Además de los efectos en el sistema nervioso y la cavidad torácica, la quiropráctica también tiene un impacto en la salud digestiva del caballo. La columna vertebral influye en la posición y el funcionamiento de los órganos digestivos, incluidos el estómago, el hígado, el bazo, el páncreas y el ciego.

Es crucial observar las heces de tu caballo, ya que proporcionan información valiosa sobre su salud interna. Los cambios en el color, la textura o la presencia de parásitos pueden indicar problemas subyacentes. Los parásitos, por ejemplo, pueden causar comportamientos específicos, como rascarse la cola, lo que señala la necesidad de una atención inmediata.

Conclusiones y Próximos Pasos

La quiropráctica equina es una herramienta poderosa para mantener la salud, el rendimiento y el bienestar de tu caballo. La detección temprana de subluxaciones y su corrección puede prevenir una serie de problemas de salud, mejorar el rendimiento deportivo y garantizar una vida más saludable para tu amigo equino.

¡Esperamos verte en la próxima lección, donde exploraremos más a fondo este fascinante mundo de la quiropráctica equina!

Recuerda que si tienes alguna pregunta o necesitas más orientación sobre el contenido de la lección, no dudes en contactarnos a través de nuestro formulario de soporte en la intranet. Tanto nuestro equipo de soporte como Eliane estamos aquí para ayudarte en tu viaje a comprender el dolor de tu caballo y aprender a aliviarlo.

¡Gracias por aprender y cuidar de tu caballo de manera responsable!